El cable SEA-ME-WE 3, que conecta Australia y Asia, se ha roto por segunda en un año. Se ha programado una fecha para enviar un barco de reparación y el problema podría resolverse la semana entrante.

 

El cable se rompió a unos 1.000km de Singapur, según el sitio de Vocus, que sitúa la ruptura en la región de Yakarta.

 

Más latencia

"Los clientes pueden esperar ver una mayor latencia en los destinos asiáticos hasta que se restablezca este enlace", advirtió Vocus. El SEA-ME-WE (Sudeste de Asia - Medio Oriente - Europa occidental) es el sistema de fibra submarina más largo del mundo, y uno de los más antiguos, instalado por France Telecom y China Telecom en la década de 1990 e inaugurado en 2000. Es ahora co-propiedad de Vocus Communications de Australia.

 

Se ha asignado un barco de reparación al trabajo y, si el clima es bueno y se cumplen los permisos pertinentes, el corte debe repararse antes del 9 de enero.

 

Debido a su longitud y antigüedad, las interrupciones en el servicio de SEA-ME-WE 3 son bastante comunes. Además de romperse en el Mar del Sur de China en agosto de 2017, también sufrió un corte en diciembre de 2016, un quiebre problemático en septiembre de 2015, que demoró meses en solucionarse, así como interrupciones previas en 2014 y otras antes.

 

Se han instalado otros cables para proporcionar más ancho de banda para satisfacer la creciente demanda: SEA-ME-WE 4 y SEA-ME-WE 5 que se inauguraron en 2005 y 2017, respectivamente.

 

Al mismo tiempo, Vocus y Alcatel Submarine Networks están construyendo un reemplazo para la sección Australia-Asia de SEA-ME-WE3. El Australian Singapore Cable (ASC) se inaugurará en 2018.